En un valle formado por los ríos Tajo y Jarama se encuentra enclavada la bonita villa de Aranjuez, conocida por su magnífico Palacio Real y sus preciosos y extensos jardines con fabulosas fuentes de los siglos XVI y XVII. El origen del Palacio Real se remonta al año 1565, cuando el rey Felipe II decidió elegir este lugar como residencia primaveral y lugar de esparcimiento.

Palacio Real de Aranjuez

Historia del Palacio de Aranjuez

El encargado de realizar esta magnífica obra fue el arquitecto Juan Bautista de Toledo, continuando las obras en el año 1575 el arquitecto Juan de Herrera. Felipe V de Borbón continúa en el año 1715 la construcción del palacio encargando las obras al arquitecto Pedro Caro Idrogo, hasta que el año 1739 se encarga de los trabajos el arquitecto Léandre Bachelieu que finaliza la fachada principal.

En el año 1748 un incendio destruye gran parte del palacio, por lo cual se inicia una reconstrucción dirigida por el arquitecto Giacomo Bonavía, que inicia una composición distinta a la anterior en la cual incluye la construcción de un pórtico previo a la entrada. Pero la historia del palacio no termina aquí, ya que en el año 1770 el palacio fue ampliado con dos alas formando una plaza en forma de U, obra esta realizada por el arquitecto Francisco Sabattini. La originalidad del palacio nace en la síntesis entre las tradicionales casas reales castellanas, y las novedosas villa italianas.

Palacio Real de Aranjuez

El interior del palacio tiene varias estancias de gran belleza, como por ejemplo la salita de la reina que está decorada con varios cuadros de Lucas Jordán dedicados a temas mitológicos, como son el cuadro de Júpiter y Leda y El viento y Triptólemo, además de bellos candelabros y relojes. Otra sala es la Antecámara de música que está adornada con varios cuadros con escenas bíblicas de la escuela italiana del siglo XVII.

Antecámara del Música, Palacio Real de Aranjuez
Antecámara de música | Foto de Wikimedia (Manuel M. Vicente)
Una de las estancias que más nos ha gustado es el Gabinete Árabe, inspirado en la sala de las Dos Hermanas, de la Alambra de Granada. Además el palacio cuenta con una capilla desde la que se accede por la Plaza de Parejas. Esta capilla fue construida por el arquitecto Francisco Sabatini en el año 1798, y en ella se encuentra una magnífica bóveda pintada por Francisco Bayeu, además de tres retablos neoclásicos construidos en mármol por Fabio Vendetti.

Gabinete Árabe, Palacio Real de Aranjuez
Gabinete Árabe | Foto de Flickr: Aierim
Situada junto a la fachada sur del palacio se encuentra la Plaza de Parejas, escenario de desfiles, conmemoraciones y juegos ecuestres del cual deriva el nombre de la plaza, ya que el juego de parejas era una especie de baile a caballo en la que cuarenta y ocho caballeros iban divididos en cuatro filas, que desfilando disciplinadamente se cruzaban y entrecruzaban en una especie de baile.

Palacio Real de Aranjuez
Plaza de Parejas
Visita del Palacio: La visita se realiza de martes a domingo desde las 10.00 hasta las 18.00 en invierno y hasta las 20.00 en verano. Los lunes permanece cerrado.
Precios: La tarifa básica es de 9€; la tarifa reducida es de 4€. La visita es gratuita los miércoles y jueves de 15.00 a 18.00 (octubre-marzo) y de 17.00 a 20.00 (abril-septiembre). También es gratuita para desempleados, y familias numerosas con acreditación.

Si se realiza la excursión en el Tren de la Fresa los fines de semana de mayo, junio y septiembre, la visita al palacio está incluida (29€). Más información: Palacio Real de Aranjuez

Jardín del Parterre

Junto a la fachada oriental del palacio se encuentra el Jardín del Parterre, realizado por el ingeniero Esteban Marchand en el año 1727, el cual se inspiró en los jardines franceses de la época. El jardinero francés Esteban Boutelou fue el encargado de la decoración floral del jardín, terminando su obra en el año 1736.

En el jardín además de las coloridas flores y los árboles de varias especies también se encuentran tres hermosas fuentes con los nombres de Hércules y Anteo, Ceres y Nereidas.

Fuente de Hércules y Anteo

Esta gran fuente situada en la entrada principal del jardín fue esculpida por Juan Adán en el año 1827 y representa a Hércules agarrando con fuerza al gigante Anteo antes de cruzar el jardín de las Hespérides.

Fuente de Hércules y Anteo, Palacio Real de Aranjuez

Fuente de Ceres

Esta fuente se encuentra en el centro del jardín y es obra del escultor Esteban Ágreda que la realizó en el año 1804. La fuente representa a Ceres, diosa de la agricultura, las cosechas y la fecundidad, y se encuentra situada en el centro del estanque sujetando en una mano la antorcha de la creación y en la otra unos frutos de amapola. Flanqueándola se encuentran dos figuras de niños jugando, uno con espigas de trigo y el otro abrazando el cuerno de la abundancia.

Fuente de Ceres, Palacio Real de Aranjuez

Fuente de las Nereidas

Estas dos pequeñas fuentes cercanas al palacio fueron realizadas por Jacques Bosseau que se encargó de labrar la esculturas de plomo, y Joaquín Dumandre que las colocó en el año 1745. Las esculturas de estas dos fuentes representan a ninfas del mar que aparecen cuando las aguas están en calma. En el jardín también se encuentran varios pedestales de piedra de colmenar culminados con jarrones realizados por Santiago Bonavía en el año 1762.

Fuente de las Nereidas, Palacio Real de Aranjuez

En los laterales del palacio se encuentran los jardines de la Reina y del Rey, situados ambos al lado del jardín del Parterre.

Jardín de la Reina

Este jardín situado entre el palacio y el rió se realizó en el año 1870 por Mateo Torrijos, y en su parte central se encuentra una fuente adornada con una escultura de dos niños sujetando a un pez.

Jardín de la Reina, Palacio Real de Aranjuez

Jardín de la Reina, Palacio Real de Aranjuez
Fuente del jardín de la Reina

Jardín del Rey

El jardín fue realizado por Juan de Herrera en el año 1582, y en cuyo centro se encuentra una fuente de jaspe verde, obra del escultor Roque Solario.

Jardín del Rey, Palacio Real de Aranjuez

* La entrada a los jardines es gratuita

Otros lugares de interés en Aranjuez

Justo al lado del jardín del Parterre y en sentido contrario al río se encuentra la Plaza de San Antonio, de planta rectangular, cuya construcción fue realizada por el arquitecto Santiago Bonavía en el año 1750. Y al fondo se sitúa la iglesia de San Antonio construida en el año 1752 por el mismo autor de la plaza. Este templo es de planta circular y de claro estilo italiano, cubierta por una bóveda esférica culminada con una linterna de grandes dimensiones.

En el centro de la plaza y haciendo contrapunto con la iglesia se encuentra la fuente de Venus, realizada por Juan Reyna en el año 1762, y en la cual además de la diosa y los tres leones se hallan representados figuras de lagartos, caracolas y soles, además de una serie de amorcillos cabalgando sobre tritones que fueron incorporados en el año 1830.

Plaza de San Antonio, fuente de Venus, iglesia de San Antonio, Aranjuez

La noche se cierne sobre la Plaza de San Antonio, que al anochecer y con las luces de las farolas ya encendidas recrea una estampa de enigmática belleza.

Plaza de San Antonio, Aranjuez