Situado en la provincia de Burgos, entre los pueblos de Hortigüela y Covarrubias se encuentra un monasterio abandonado en medio de la nada, donde sus muros adquieren tintes románticos y a la vez misteriosos, hablamos de las ruinas del Monasterio de San Pedro de Arlanza.

Situado a orillas del río que le da nombre, fue fundado en el año 912, convirtiéndose a lo largo de los siglos en uno de los centros monásticos más importantes de Castilla. La vida monástica transcurrió entre sus piedras hasta mediados del siglo XIX, pues tras la desamortización de Mendizábal el monasterio fue abandonado, hasta convertirse en las ruinas que hoy en día vemos.

Monasterio de San Pedro de Arlanza, Burgos

El acceso principal del monasterio fue construido en el año 1643 en estilo neoclásico, y a través de él accedemos al claustro menor, que junto al claustro mayor y las dependencias monacales son de estilo herreriano. En el centro del claustro menor se encuentra un enorme árbol de 160 años de edad, haciendo que este rincón sea uno de los más representativos del monasterio. Esta especie de árbol es conocido con el nombre de Pinsapo, y es un ejemplar único en la provincia, pues se cree que fue traído de la Sierra de Cádiz.

Monasterio de San Pedro de Arlanza, Burgos

La iglesia se comenzó a construir en el año 1080 en estilo románico y estaba compuesta de tres naves y tres ábsides, pero con la llegada del gótico en los S.XV y XVI hubo modificaciones que cambiaron el aspecto general del templo, aunque se conservaron algunos capiteles románicos con elementos decorativos vegetales. Hoy en día, solo podemos intuir parte de su antiguo esplendor, pues mirando hacía el cielo nos podemos imaginar las enormes bóvedas que cubrieron esta parte del monasterio.

Monasterio de San Pedro de Arlanza, Burgos

Monasterio de San Pedro de Arlanza, Burgos
Ábside central de la iglesia
Subidos en la torre sentimos la suave brisa que recorre las ruinas del monasterio, trayéndonos ecos lejanos llenos de nostalgia.

Monasterio de San Pedro de Arlanza, Burgos
Vistas desde lo alto de la torre
El monasterio de Arlanza, como muchos otros monasterios abandonados guardan en sus piedras secretos y misterios que seguramente nunca serán desvelados. ¿Pero no es eso precisamente lo que hace que estos lugares sean mágicos y evocadores?.

Monasterio de San Pedro de Arlanza, Burgos
Claustro Mayor

Para llegar al Monasterio de San Pedro de Arlanza debemos coger la autovía A-1 hasta la salida de Lerma, una vez aquí continuamos por la carretera BU-904 hasta llegar al precioso pueblo de Covarrubias, una vez pasado este pueblo, a unos 7 kilómetros se encuentra el monasterio. Se puede dejar aparcado el coche en una explanada situada enfrente.

Horarios: de Octubre a Abril de 10:00 - 17:00; de Mayo a septiembre de 10:00 a 14:00 y de 16:00 a 20:00; Cerrado los lunes, martes y el último fin de semana de cada mes. La entrada es gratuita.