Navarra es sinónimo de mitos, leyendas y misterios, su fisonomía formada por bosques frondosos y montañas dan pie a ello, solo hay que adentrarse en la Selva de Irati para comprobarlo. También es tierra de dólmenes, enigmáticas formaciones de piedra con una antigüedad de 4.000 años ubicados en las zonas montañosas. Además, por Navarra transcurre parte del camino de Santiago, siendo uno de sus puntos más emblemáticos la misteriosa iglesia de Santa María de Eunate. Y si todo esto fuera poco hay que añadirle sus cuevas, donde el misterio natural de estas grutas sirvió en muchos casos para dar rienda suelta a la magia y la brujería con la celebración de los aquelarres, siendo un ejemplo de ello la Cueva de Zugarramurdi, enclave que junto con la iglesia de Eunate conoceremos a continuación.

Cueva de Zugarramurdi, la cueva de las brujas

Dentro de los frondosos bosques del Valle de Baztan, en el Pirineo occidental navarro, se encuentra la cueva de Zugarramurdi, una gruta creada pacientemente durante milenios por el arroyo Orabidea, excavando un túnel natural de 120 metros de largo y 12 metros de altura. Este lugar está relacionado con los cultos druídicos, de hecho, la raíz del nombre de Zugarramurdi deriva de la unión de tres palabras que simbolizan los árboles del roble, laurel y avellano. La cueva está situada a 400 metros del pueblo de Zugarramurdi, en un bello paraje natural donde también se encuentra la Cueva de Urdax, gruta de unos 350 metros de longitud formada por diversas salas donde discurren cursos de agua entre numerosas estalactitas y estalagmitas.

cueva de Zugarramurdi, navarra

La cueva de Zugarramurdi no contiene estalactitas ni estalagmitas, ni en ella encontraremos tampoco pinturas rupestres, pero quizás sugestionados por su historia de brujas y aquelarres hacen que este lugar nos parezca mágico, aunque a ello también contribuye su singular fisonomía y el frondoso bosque que rodea la cueva. En el interior de esta gruta, allá por el siglo XVII, se celebraban aquelarres donde hombres y mujeres danzaban en torno a una hoguera bajo la luz de la luna, un rito de origen pagano donde además se realizaba rituales, en los cuales se elaboraban extrañas pócimas que al tomarlas sumían a estas gentes en un estado alterado de conciencia.

cueva de Zugarramurdi, navarra

Estas celebraciones no gustaron mucha a la iglesia, quienes vieron en ellas celebraciones y rituales satánicos, por lo que iniciaron en el año 1610 en Logroño un proceso inquisitorial conocido como el proceso de brujas. Muchos historiadores han descubierto a través de legajos y libros antiguos que estas prácticas estaban dirigidas en realidad a antiguos dioses paganos vinculados a la naturaleza, pero la iglesia muchas veces utilizó la figura del demonio para condenar estos ritos paganos.

cueva de Zugarramurdi, navarra

Precio: 4€; Para saber con más exactitud los horarios visita la web de Turismo de Zugarramurdi


La enigmática iglesia de Santa María de Eunate

Solitaria en el campo, en medio de una planicie verde, a 2 kilómetros del pueblo de Muruzábal, donde se juntan los caminos de Santiago de Somport y de Roncesvalles se alza serena y misteriosa la iglesia de Santa María de Eunate. El halo de misterio que la envuelve se debe a su origen incierto y a su singular forma octogonal, siendo un raro ejemplo en la Península ibérica. Lo que sí se sabe es que es de estilo románico, por lo que muchos expertos sitúan su origen en la segunda mitad del siglo XII, donde su planta de forma octogonal guarda muchas similitudes con la iglesia del Santo Sepulcuro de Torres del Río, también en el Camino de Santiago, y el Santo Sepulcro de Jerusalén.

Iglesia de Santa María de Eunate, Navarra

El templo está rodeado por una hermosa galería porticada de 33 arcos con capiteles, algunos de ellos decorados con figuras y composiciones vegetales. Una enigmática geometría que se complementa con su planta centralizada, poco usual en el románico, asemejándose a otros templos de la Península Ibérica como la iglesia de San Marcos de Salamanca, de forma circular, y la iglesia de la Vera Cruz de Segovia, de forma decagonal.

El templo octogonal de Eunate se culmina con una espadaña triangular con dos huecos con sus respectivas campanas. Y justo al lado se encuentra una pequeña torre de forma prismática a la cual se accede a través de una escalera de caracol, en cuyo interior antiguamente había un pequeño lucernario que servía de faro a los peregrinos que recorrían el Camino de Santiago.

Iglesia de Santa María de Eunate, Navarra

En esta web puedes consultar el horario de la iglesia de Santa María de Eunate


¿Buscas alojamiento cerca la cueva de Zugarramurdi?

Si estás buscando alojamiento cerca de la cueva de Zugarramurdi te recomendamos el Hotel Rural Indarenea. Está situado en la localidad de Etxalar, a unos 9 kilómetros de la cueva y muy cerca de otros lugares de interés por la zona. El desayuno está incluido en el precio de la habitación.